Header Ads

El primer clásico fue del verde


Río Grande Rugby se quedó con el primer derby riograndese del año al superar a Universitario 17 a 3 en La Soñada.

En un partido donde faltaron muchos de los protagonistas de ambos equipos -por lesiones y por jugadores que aún se encuentran de vacaciones- Universitario y Río Grande Rugby abrieron el Torneo Apertura 2020 con un buen partido.

Si bien no se vio el nivel más alto de rugby, algo lógico por el reinicio de actividades tras la finalización del torneo oficial a principios de diciembre del año pasado, el público que se pudo acercar hasta la cancha de Universitario ubicada en el Cono de Sombras, pudo disfrutar de un buen encuentro, que estuvo acompañado por un clima realmente bueno.

Y el clásico, en ésta oportunidad, fue la para visita que supo aprovechar bien sus virtudes, con una línea de 3/4tos que mostró un gran nivel para lastimar a pesar de los buenos esfuerzos de la defensa local, que tackleo mucho pero que mostró algunas flaquezas lógicas entre tantas bajas.

El partido empezó a favor del dueño de casa, no sólo porque Jony Girons abrió el marcador a través de un penal, sino porque durante los primeros minutos, a través del pack, Universitario buscó presionar bien arriba en el campo.


Sin embargo, Uni no pudo lastimar, y con el correr de los minutos, el trámite del partido se fue invirtiendo, hasta que cerca de los 30 minutos, Cristian Leguiza llegó al ingoal local para poner en ventaja al verde por 5 a 3, resultado con el que se cerraría la primera mitad.

Ya en la segunda parte, Universitario sintió el desgaste físico del primer tiempo y la falta de cambios (tenían tan sólo 1 suplente) y eso se vio plasmado en el campo de juego, donde el protagonista empezó a ser Río Grande Rugby.

El rojiblanco aguantó tanto cómo pudo, pero poco pudo hacer ante el ataque rival, que vio a su rival cansado y empezó a explotar los espacios para llegar a dos nuevos tries, ambos marcados por el fullback Cristian García, que dejó el partido 17 a 3 a favor de la visita.

Universitario intentó despertar, pero con la baja de Luciano Juarez, que tuvo que salir por un golpe en la rodilla, tuvo que improvisar algunas rotaciones -el único cambio disponible era el primera línea Federico Cichero-, el ataque se volvió desprolijo, con más ganas que inteligencia, y Río Grande fue vivo para aguantar esos embates y quedarse con el primer clásico del año.


No hay comentarios.

Con tecnología de Blogger.